jueves, 3 de abril de 2008

¿Cuántos embarazos tenemos?

Además del tema de la seducción, ampliamente comentado, otro asunto nos ha preocupado últimamente. El curso pasado hubo una pequeña epidemia de embarazos entre gente muy joven de nuestro instituto. ¿Es normal esto hoy en día después de miles de charlas informativas, de campañas de prevención?


Elizabeth Gay

Nieves Ortega


¿Cuántos embarazos tenemos?


Según la encuesta que hemos realizado sobre los embarazos no deseados, hemos llegado a una serie de conclusiones:


La mayoría de los jóvenes conocen los medios anticonceptivos y han tratado el tema no solo con especialistas, sino con amigos y personas de confianza. Están bastante informados a través de medios de comunicación y material que publica la administración y también por las charlas informativas que nos dan en los centros educativos y servicios sociales. La gente no pone medios porque no piensan que les va a tocar a ellos, o por no parar a ponerse el preservativo.


Siguiendo con el tema de los embarazos jóvenes, cabe decir que los abortos en España son comunes en algunos adolescentes al tener relaciones sexuales sin protección, los jóvenes no toman conciencia del riesgo del embarazo no deseado y por lo tanto se produce el aborto.


Los abortos se producen sobre todo en barrios menos desarrollados y donde el nivel de vida es más bajo, allí la falta de información y, sobre todo, la desestructuración familiar, hace que se produzcan más abortos clandestinos en difíciles condiciones. También se dan casos de que la unidad familiar debe asumir el cuidado y crianza de un nuevo miembro aportado por uno de los hijos adolescentes, ya que, son aún jóvenes y no pueden independizarse económicamente.


La administración en los centros de enseñanza intenta informar a los adolescentes, hay charlas muy interesantes, aportan mucha información, aunque los jóvenes piensan que son ellos los que deben decidir sobre sus relaciones o piensan que ya saben todo sobre éstas.


Entre todos los métodos conceptivos los jóvenes confían más en los preservativos; las chicas creen que la píldora es el mejor método, creemos que requiere paciencia y constancia, pero que al final es muy eficaz y efectiva.


La familia es fundamental cuando aparece un embarazo no deseado; existen tres tipos de casos; los padres que obligan a abortar por temor al que dirán o por prejuicios sociales, otros que aceptan la decisión de su hija sobre la posibilidad de abortar o no, y otros, que junto a sus hijos, piensan que es preferible ayudar y aceptar la nueva situación.


La comunicación del embarazo a los padres es un momento difícil, en estas situaciones la confianza es fundamental.


Para finalizar creemos que es muy importante la familia en el momento en que surgen los problemas; estos deben plantearse abiertamente en ella y la solución pasa por el apoyo de todos.